lunes, 9 de julio de 2018

Cubanos y amigos de Cuba...Continuación

 
    Esperanzados en que la justicia prevalecerá por encima del egocentrismo y la falta de escrúpulos, continuamos nuestra labor mensajera. Llenos de esperanza para no dejar espacio a las frustraciones podemos seguir adelante.

  Cubanos y amigos de cuba fue publicado el 4 de Agosto de 2012, y hacemos este recordatorio para agregar algo más.

  La propuesta espera por el filósofo, el sociólogo, el político, el periodista o tal vez el psicólogo que tenga voluntad y asuma la necesidad de darla a entender.

  Asumiendo que fue bien entendida por los que se sintieron eludidos -tal vez ofendidos- y los indiferentes, la hemos dejado al paso de la historia que se encargará de cubrirlos a todos con verdades ineludibles que, aunque más tarde les den colores y las publiquen con letras dorados, serán las mismas verdades.

           Hacer valer el voto


  Hacer valer el voto es una propuesta que habíamos publicado el día 11 de Enero de 2009 desde una plataforma campesina, con voz campesina. Desde una plataforma de pueblo, con lenguaje de pueblo.

    A partir de esa fecha, todas las alternativas que se han ido experimentando, con el favor de la palestra publica, se han esclerosado y han quedado obsoletas.

  Cuando las costumbres superan el razonamiento y la mentalidad masiva se apodera, las costumbres terminan atoradas sin conseguir el avance ni el regreso.

          Con quién hablamos?


  Sabiendo que la mayoría de nuestra gente no tienen acceso y que los pocos que lo disfrutan están en lo que les gusta, las cosas que les combienen por obtener beneficio, o simplemente son indiferentes, siempre seguimos esperando de la mano productiva y el juicio del buen cubano.

  Al revisar todo lo que hemos escrito anteriormente, encontramos que nuestra labor esta lograda y que solo necesitamos el puente.

  Desde el principio, nos dirigimos a los lideres de la posición porque, como todos sabemos, los lideres que gobiernan han cerrado la vía del entendimiento hacia los que no les rindan incondicionalmente "donde sea como sea y para lo que sea". Y como todavía nos negamos a aceptar que los lideres cubanos de la posición necesiten esta incondicional postura de los ciudadanos, seguimos esperanzados en que consideren nuestra observacion.  
 

             Cambio?         

    En la intención de cambiar aquel régimen cubano por otro que sea cubano, no vemos la diferencia.

    Todos queremos el cambio cuando nos sentimos incómodos y, a primera instancia, después del cambio, nos sentimos aliviados. El cambio no garantiza que de malo pase a bueno porque aveces es peor. Pero peor o mejor no es lo que más nos importa, sino es la garantía de la propuesta del cambio.

   No existen los compromisos de los lideres cubanos, ni verbal ni por escrito ni la Ley que va a regir en el cambio de sistema. Pero sí existen los profesionales de quienes hablamos al principio, en el tercer párrafo de este mensaje.

  Por eso, precisamente, en la lista de los cambios existen mucho más cosas que no las estamos diciendo.

  Esperamos que la gente se llenen de voluntad para llenar el espacio que queda en este mensaje.